miércoles, 12 de noviembre de 2014

¿Que es la AESAN?

(extracto de la "Guía para la aplicación del sistema de trazabilidad en la empresa agroalimentaria" publicada por el Ministerio de Sanidad y Política Social) 

La Agencia Española de Seguridad Alimentaria y Nutrición (o AESAN) tiene un objetivo clave, promover la seguridad alimentaria como aspecto fundamental de la salud pública y ofrecer garantías e información objetiva a los consumidores y agentes económicos con la correspondiente cooperación del resto de administraciones y sectores interesados.

En aras de apoyar la transparencia del mercado de los productos alimentarios se puso en marcha la trazabilidad, representando uno de los tres principios en los que basa su gestión la propia Agencia, junto con la excelencia científica y la independencia.

Aplicar correctamente la trazabilidad nos ayuda a profundizar en el conocimiento de la estructura de la cadena alimentaria, con el fin de poder detectar y corregir posibles fallos estructurales, tratando de mejorar las relaciones entre los diferentes componentes de la cadena, desde el productor al consumidor. El poder identificar el origen de un alimento y poder seguir su rastro durante toda su vida útil, favorece la seguridad y otorga crédito al producto.

Un consumidor bien informado, es un ciudadano con criterio para poder discernir a la hora de adquirir. Reeditar este trabajo está implícitamente enmarcado en un escenario de compromiso de la AESAN para promover políticas con unas directrices claras hacia el beneficio de los consumidores, siendo además un soporte estructural básico para el productor.

Desde su implantación normativa siguiendo las directrices del Reglamento 178/2002, las exigencias relativas a la aplicación de los sistemas de trazabilidad, representan ahora una herramienta necesaria que cumple el firme propósito de garantizar mayores avances en seguridad alimentaria en el marco de un mercado globalizado, de ahí su solidez en la implantación de los Programas de Autocontrol instaurados en la industria.

La instauración de la trazabilidad supuso un refuerzo ineludible en materia de seguridad alimentaria. La aplicación de la misma conjuga la responsabilidad del operador y la garantía para el consumidor. La política de la UE relativa a la seguridad de los alimentos abarca una amplia legislación, el llamado paquete de higiene, en el que destaca la responsabilidad de los productores y los proveedores que deben cooperar y colaborar estrechamente con el fin de afianzar la seguridad en el abastecimiento de alimentos.

Los sistemas de trazabilidad son resortes necesarios que enfatizan los criterios de gestión, siendo complementarios en la innovación empresarial. La industria alimentaria ha de cooperar y colaborar con el firme propósito de conseguir un sector agroalimentario competitivo y dinámico capaz de enfrentarse a los grandes retos.

La trazabilidad es una herramienta básica en la gestión del riesgo. Aumenta la eficacia de la gestión interna en cuanto al nivel de información disponible sobre los productos y procesos, lo que sin duda contribuye a aumentar la confianza del consumidor.

Roberto Sabrido Bermúdez
PRESIDENTE DE LA AGENCIA ESPAÑOLA DE SEGURIDAD ALIMENTARIA Y NUTRICIÓN